Seis de cada diez personas priorizan los beneficios emocionales, por lo que el salario emocional será la nueva tendencia organizacional y la clave para retener a tu talento a partir del 2022.  De hecho, a nivel global más del 40% de las empresas buscará mejorar el bienestar de su personal este año.

Si eres líder en una compañía grande o pequeña, podrás aumentar la motivación, la productividad, la implicación y el grado de compromiso, e incluso, reducir el absentismo laboral con incentivos de carácter no económicos encaminados a mejorar el bienestar y la calidad de vida de tus equipos.

Sin duda, el salario emocional juega un papel muy importante para las organizaciones. Cuando un empleado se siente feliz, es menos probable que renuncie. Y atraer talento será mucho más sencillo pues las personas aceptarán más fácilmente tu propuesta de trabajo.

Cuidar la salud mental de tus colaboradores, además de hacer parte del salario emocional, es cada vez más relevante para tener equipos felices. De hecho, y con la nueva modalidad de trabajo híbrido, han aumentado las empresas que incluyen programas de beneficios virtuales o presenciales, enfocados en el wellbeing del empleado y su entorno. A través de atención psicológica, sesiones de coach y de relajación como mindfulness y yoga han incrementado el compromiso laboral y reducido el estrés, la ansiedad y la depresión de su talento.

Las 4 C del salario emocional

Estas son las condiciones básicas que debes generar en tu empresa para la satisfacción de tus colaboradores:

  1. Condiciones suficientes para trabajar a gusto: retos profesionales, capacitaciones y oportunidades de ascenso y reconocimiento de sus logros.
  2. Condiciones ambientales del espacio de trabajo ya sea virtual o presencial.
  3. Compañerismo en las relaciones laborales: construir vínculos laborales sanos
  4. Conciliación del trabajo y familia: equilibrio entre la vida personal y el trabajo; y cuidados a la salud mental y emocional.

5 formas de salario emocional que puedes implementar en tu empresa:

1.  Favorecer la vida sana: Ofrecer servicios de terapia y sesiones de yoga o meditación. Esto favorecerá a la felicidad y reducirá los niveles de estrés.

2. Horarios flexibles: Lo importante es cumplir con las labores del día.

3. Labores remotas: Posibilidad de realizar actividades desde casa, un coworking o cualquier otro lugar.

4.  Capacitaciones: permitirá que tus colaboradores aprendan cosas nuevas que les aporte a sus actividades diarias. Es una inversión que también beneficia a la organización.

5.  Eventos o actividades de bienestar:  crear programas de bienestar laboral y personal, con la idea de mejorar la calidad de vida de los colaboradores, promover la integración entre ellos y sus familias y el buen clima laboral.

Es Momentu de implementar el salario emocional en tu empresa. Empieza por cuidar la salud mental de tus equipos.

Related Posts

Leave a comment